Estimulante aplicado con drones podría mejorar la producción de agricultores afectados con el incendio de Quillón

Líquido foliar a base de boro y zinc quita el estrés de las plantas afectadas por el intenso calor del fuego. La empresa Droner, encargada de realizar las aplicaciones, ayudará gratuitamente a tres productores, en la recuperación de sus cultivos.

Más de 2.150 hectáreas de terreno devastadas y 10 viviendas consumidas por el fuego, fue el saldo que dejó el incendio ‘El Rosario’, que afectó a diversas localidades de Quillón a fines del año pasado.

 

Los daños fueron cuantiosos y variados, lo que obligó al Gobierno a decretar el estado de Emergencia Agrícola para la comuna.

 

Así llegaron las ayudas, entre las que se cuenta un novedoso método para quitar el estrés a los diversos cultivos que, si bien no sufrieron con la voracidad del fuego, sí lo hicieron por las altas temperaturas que éste provocó, llegando incluso a los 60 grados en algunos casos.

 

‘Fue todo triste lo que nos pasó, porque a pesar de lo que vivimos nuestras plantitas se han recuperado. Perdimos unas esquinas de cultivos, mangueras, cercos y unos cajones. Gracias a Dios no se quemó todo y esperamos que esta ayuda sea lo mejor para nosotros’, contó Agapito Beltrán, agricultor afectado.

 

Se trata de la aplicación de líquido foliar mediante el uso de drones, que permite recuperar las plantas y mejorar su rendimiento. De esta forma, aunque el agricultor no pueda llegar al cien por ciento de su producción, a raíz del estado en que se encuentran los cultivos, puede llegar a hacerlo a un 60 ó 70 por ciento, lo que permite que las pérdidas no sean tan altas como se estima sin la aplicación del bioestimulante.

 

‘El voraz incendio que afectó a esta zona dejó a todas las plantas en un estrés terrible, bajando el potencial de rendimiento en gran manera. Lo que nosotros estamos haciendo es aplicar un producto para aumentar dicho potencial, no vamos a llegar al ideal, pero sí vamos a sacarla adelante. Estás plantas están dando flor a 20 días de ser plantadas, algo que no debería suceder. Así nos damos cuenta de que están estresadas, ya que la planta busca reproducirse, como método de supervivencia’, explicó Pablo Luppichini, representante de la empresa Droner.

 

Es precisamente la empresa Droner Ingeniería y Servicios, la encargada de realizar la aplicación del líquido estimulante a través de drones, cuya forma de operar optimiza altamente los tiempos y costos de trabajo, supliendo lo que sería una dispersión del químico en base de boro y zinc, mediante el método tradicional, que usa a personas.

 

‘Este es un trabajo colaborativo entre la municipalidad e Indap, que ha permitido que llegue esta empresa a hacer estas aplicaciones a algunos de nuestros agricultores afectados por el incendio. Sabemos que por todo lo ocurrido la productividad de nuestros agricultores no será la misma, pero sí queremos mostrarle al agricultor que estamos aquí para ayudarlos y que existe un producto que puede quitar el estrés a las plantas y poder recuperarlas. Esperamos que nuestros productores no pierdan todo su trabajo y puedan superar el 50 por ciento de producción para este año’, indicó el alcalde Miguel Peña.

 

Tres agricultores serán beneficiados con la aplicación gratuita del líquido foliar en sus plantaciones. Entre ellos Agapito Beltrán, quien facilitó su cultivo de tomates para realizar la demostración del drone sobrevolando la hectárea de terreno y esparciendo un poco de esperanza para agricultores que podrían haberlo perdido todo o un alto porcentaje de su producción a raíz del estrés en sus plantaciones.

 

Cabe destacar que la llegada de la empresa al territorio afectado por el incendio ‘El Rosario’ fue iniciativa de Indap, en conjunto con la Municipalidad de Quillón.